Centroamérica y Caribe buscan lucha conjunta contra crimen y cambio climático

Los jefes de Estado y representantes del Sistema de la Integración Centroamericana (Sica) y la Comunidad del Caribe (Caricom) acordaron hoy en San Salvador luchar contra el crimen organizado y los efectos del cambio climático, así como reactivar sus negociaciones para un acuerdo comercial.

"Uno de los puntos que se ha establecido como prioritario es la seguridad de nuestros pueblos, que atraviesan espirales de violencia y criminalidad que han puesto en peligro la estabilidad misma de nuestras naciones", declaró el presidente de El Salvador, Mauricio Funes, tras clausurar la III Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno del Sica y el Caricom, celebrada este viernes en San Salvador.

Los países centroamericanos y caribeños acordaron "promover el intercambio de experiencias y la cooperación técnica entre las fuerzas policiales para avanzar" en el combate a esos flagelos, añadió Funes, cuyo país ostente la presidencial pro témpore del Sica, en una rueda de prensa posterior a la conclusión de la cumbre.

Durante el encuentro también se trató el asunto de los efectos del cambio climático, debido a que los mismos "atentan contra la seguridad" de los habitantes de ambas regiones, indicó el mandatario salvadoreño.

"Por ello sugerimos apoyar la iniciativa de Panamá de establecer un centro logístico regional de asistencia humanitaria con la participación de agencias internacionales de cooperación", resaltó.

Funes explicó que dicho centro permitirá "responder en un plazo máximo de 24 a 48 horas a cualquier situación de emergencia en la región".

Destacó que también se acordó retomar las negociaciones "para concluir un acuerdo comercial entre los países del Sica y los del Caricom", bajo las condiciones contempladas en 2007 en el marco de la segunda cumbre de ambas regiones celebrada en Belice.

Para lograr el convenio se va "a tomar como referencia el acuerdo ya existente entre Costa Rica y el Caricom", dijo Funes, sin más precisiones.

"Lo más valioso de este encuentro entre naciones hermanas de Centroamérica y el Caribe ha sido la voluntad unánime y firme de transitar con absoluta decisión el camino de la integración de los dos bloques", subrayó Funes.

La Declaración conjunta de la cumbre señaló que el Sica y el Caricom acordaron "promover la adopción de iniciativas coordinadas (...) para combatir el crimen organizado trasnacional" incluidos el tráfico ilícito de drogas, de armas "y otras actividades criminales que atentan contra la seguridad".

En el documento, la cumbre de Centroamérica y el Caricom también demandó a la comunidad internacional "cumplir sus ofrecimientos" para financiar la reconstrucción de Haití, que fue devastado por un terremoto el 12 de enero de 2010.

La comunidad internacional se comprometió a aportar 5.500 millones de dólares para la reconstrucción en Haití tras el terremoto, que causó más de 300.000 muertos y 1,5 millones de damnificados.

Funes, al instalar la reunión junto al primer ministro de San Cristóbal y Nieves y presidente pro témpore del Caricom, Denzil Douglas, demandó la "unidad" de ambos bloques ante la "nueva amenaza de recesión internacional" por la crisis de las economías de Estados Unidos y Europa.

A la cumbre asistieron los presidentes de Honduras, Porfirio Lobo; de Guatemala, Álvaro Colom, y Surinam, Desire Bouterse; además del primer ministro de Granada, Tilman Thomas.

Belice, que es miembro de ambos bloques, estuvo representada por el viceprimer ministro, Gaspar Vega.

En el encuentro participaron los vicepresidentes de Costa Rica, Alfio Piva; de Nicaragua, Jaime Morales; de la República Dominicana, Rafael Alburquerque, y de Panamá, Juan Carlos Varela.

También ministros de Exteriores, Finanzas, Comercio o embajadores del resto de los miembros de Caricom, que está integrado por 15 países socios plenos y cinco asociados. EFE